Inicio                                        Enfermedades     Nutrición      Sexualidad      Procedimientos      Curiosidades     
Suscríbete a TuBuenaSalud.com

Suscríbite a TuBuenaSalud y te llegarán al email los nuevos artículos sobre enfermedades, curiosidades salud, sexualidad, dietas y nutrición, etc.

Correo electrónico:

Tranquilo... no hacemos spam.


 

La Gastroscopia o Panendoscopia oral diagnosticada

Es una técnica endoscópica cuyo propósito es la visualización de la pared del tracto digestivo superior (esófago y duodeno) con la finalidad de poder diagnosticar diferentes enfermedades que afecten a este trayecto.


Preparación para la gastroscopia

El paciente deberá permanecer en ayunas de 6 a 12 horas antes de la prueba. El procedimiento puede requerir la sedación o la utilización de anestésico tópico con el fin de disminuir la sensación nauseosa al introducir el endoscopio en la cavidad oral.

Fibroscopios para realizar la exploración visual en la gastroscopia

Los fibroscopios son tubos flexibles equipados con lentes fibroópticas. Durante la exploración, al paciente se le colocara un protector bucal para evitar que lo muerda.

Durante la gastroscopia

En la prueba el paciente permanecerá en decúbito lateral izquierdo (acostado sobre su lado izquierdo), se introduce a través de un abrebocas el endoscopio, visualizando la pared del esófago, estomago y duodeno.

Se pueden tomar muestras de tejido (biopsias) para su estudio si se visualizan zonas anómalas.

Durante su realización hay que mantener las vías aéreas libres, administrar oxigeno (en caso de que fuera necesario) y tener preparado material de urgencias para actuar ante posibles complicaciones.

Entre las indicaciones de esta técnica se encuentran las hemorragias digestivas altas (HDA), las ulceras pépticas, algunos casos de enfermedad por reflujo gastroesofagico, presencia de tumores, etc.

Consejos tras la gastroscopia

Una vez realizada la prueba, el sujeto debe permanecer en ayunas 1-2 horas, para minimizar el riesgo de bronco aspiración; puede presentar molestias en la garganta, dolor o dificultad inusual en la deglución o aumento de la temperatura corporal. Si ha sido necesario sedar al paciente, es obligada la vigilancia de los signos vitales hasta que se recupere el nivel de conciencia

 





Última modificación: 24 de Agosto de 2012. Spain - España.
Copyright © 2006, TuBuenaSalud, por . Todos los derechos reservados.